LA COFRADÍA DE SAN JUAN.

Desde sus orígenes, han sido cuatro las imágenes del Discípulo Amado que han procesionado por las calles de Crevillent.

De la primera, no se ha podido encontrar reseña alguna, únicamente existe un comentario realizado por D. José Mas (Conserje del Casino) publicado en la Revista Crevillente-Semana Santa del año 1971 donde manifiesta que la primera imagen de la cofradía, se adquirió a principios del Siglo XIX y la perdieron porque se la quedó la parroquia puesto que se decía que si las imágenes permanecían 24 horas en el interior del templo, ya no se podían sacar. Debido a la lluvia, no se pudo retirar la imagen y ésta permaneció mucho tiempo en uno de los pedestales del Altar mayor.

De lo que no cabe la menor duda es que la Cofradía de San Juan adquiere al escultor Antonio Riudavets, que por aquellos años trabajaba para Crevillent, la imagen de San Juan de la Palma en el año 1887 por el precio de 6.000 reales que según comenta el citado D. José Mas, fueron abonados por los cofrades en monedas de plata de a dos pesetas

San Juan de la Palma

Esta imagen , participó en las procesiones de Semana Santa hasta el año 1.958; lógicamente con el paréntesis de la Guerra Civil en que permaneció oculta entre pajas y ropajes viejos, hasta que en el año 2002, fue restaurada y vuelve a participar en la procesión del Domingo de Resurrección.

Según se desprende de la información que aparece en la Revista de 1.951, las vestas de la cofradía eran de color verde hoja la túnica; botonadura, caperuz y cinturón de color granate y capa blanca con dos tiras granate en los laterales. El trono sobre el que se procesionaba la imagen fue realizado en 1946 por el crevillentino D. Antonio Mas Galvañ, (El pablet) en su taller de la Calle Purísima y supuso a la cofradía un desembolso de 7.000 Ptas de la época.

Con el resurgir de la Semana Santa en los años 40, se le encarga a la también crevillentina Dña. Patro Morales la confección de nuevas vestas que las hace distintas a las anteriores; es decir; la túnica pasa a ser azul brillante con botones blancos, la capa blanca al igual que el cinturón que se cambiaba por uno negro el Viernes Santo, y el escudo en Rojo con los Evangelios

y la Palma.

Unas vestas que han permanecido hasta el año 1.978 cuando se vuelven a renovar cambiando una vez más de colores puesto que los actuales cofrades, como todos conocen, visten túnica azul marino, fajín y capirote beig al igual que la capa.

 

San Juan 2

Debido a que la imagen de San Juan de la Palma fue repintada por D. José Navarro, al no ser del agrado de todos los cofrades, se decide adquirir una nueva imagen y entonces vuelven a surgir las dudas puesto que existe el comentario que hablan del intento de adquirir una imagen de San Juan realizada por Mariano Benlliure por mediación de los hermanos D. José y Manuel Magro Espinosa pero la propuesta no consolidó por lo que en el año 1.958, la cofradía, por el precio de 12.000 Ptas adquiere una nueva imagen de San Juan realizada en los Talleres de "El Arte Católico" (Casa Bochaca de Barcelona) que llega a Crevillent el 25 de Marzo de ese año y es bendecida en esta misma parroquia por nuestro cura D. Paco.

De esta imagen, que sería vendida en 1.961 a la población de Callosa de Segura donde todavía procesiona por sus calles, se puede comentar la anécdota por la que los cofrades, cuando llegó a Crevillent la imagen, estaban inquietos porque apuntaba con la mano izquierda; por ello, se decidieron a consultar a D. Paco quien haciendo alardes de su buena política, los calmó diciéndoles: "Si llevas a una mujer del brazo derecho cogida, ¿Con qué brazo le indicas las cosas que os llaman la atención en el camino?"

Esta respuesta sirvió para que la imagen fuese aceptada hasta 1.961 que se decidió adquirir la que actualmente procesiona por Crevillent, realizada por Juan García Yúdez; hijo del tallista y policromador de Mariano Benlliure quien termina la imagen aquí en la población, en casa de D. Francisco Galvañ antes de ser bendecida por D. Paco en un acto en que intervienen como padrinos

D. Emilio Soler Gil (Presidente del Patronato) y su esposa Dña. Carmen Mas Onteniente.

Con la estabilidad en cuanto a la imagen titular, la cofradía, regida desde 1.953 por D. José Candela González, afronta una importante transformación al producirse un relevo generacional en 1.975 al asumir la dirección de la cofradía un grupo de jóvenes que ese primer año, al ver el importe de los gastos ocasionados: 4.000 Ptas en flores, 2.000 Ptas el alquiler de la batería, 14.000 Ptas el Almuerzo de Hermandad, y poco más, pensaron que todo era coser y cantar; pero el tiempo, y las ganas por engrandecer la Semana Santa en Crevillent, les hizo ver que no era tarea fácil.

La ilusión de estos jóvenes, comandados por quien aun es presidente D. Antonio Asensio Alfonso, hacen que la cofradía se vea inmersa en una renovación de sus enseres, empezando por la Bandera que fue realizada en 1.985 por María Teresa Pamies y bendecida por D. Juan Roselló el Miércoles Santo de ese año, en cuyo acto, además de bendecir también las varas de mando, ejercieron de padrinos D. José Candela y Dña. María Pilar Lloret.



Un año después, es decir en 1.986, San Juan procesiona sobre un trono nuevo, realizado por D. José Sánchez Giménez con la particularidad que se puede utilizar con ruedas o para ser portado a hombros, como lo hiciera ese año la noche de Sábado Santo que es portado por 18 costaleros.

 

 

Desde ese momento, hasta nuestros días, el auge que ha experimentado el fenómeno costaleros, ha sido determinante para que la imagen de San Juan, al igual que la gran mayoría, sea portada a hombros durante todas las procesiones en las que interviene.

COFRADIA SAN JUAN EVANGELISTA - CREVILLENT

 

 

 

©2017. Cofradia San Juan - Crevillent